Mujer productora de cacao. Foto: Oxfam
Las mujeres que trabajan cultivando cacao suelen ganar menos de 2 dólares al día.

Has hecho oír tu voz y Mars y Nestlé te han escuchado.

26 Marzo, 2013 | CRECE

Esto es un regalo de Pascua para los amantes del chocolate: la prueba de que ninguna marca, por grande que sea, puede ignorar la opinión de sus clientes.

Hace un mes, Oxfam lanzó la campaña Tras la Marca, con la que hacía un llamamiento para “cambiar la manera en la que funcionan las grandes empresas que están detrás de tus marcas favoritas”. En tan solo unas semanas, se enviaron miles de tuits a las empresas, incluyendo un gran thunderclap el Día Internacional de la Mujer, y hubo miles de comentarios y publicaciones compartidas a través de Facebook. Más de 60.000 personas han pedido a las tres mayores empresas de chocolate, Mars, Mondelez y Nestlé, que traten de manera justa a las mujeres que cultivan su cacao. Ahora, dos de estas empresas han demostrado que nos escuchan.

Después que más de 65.000 personas se hayan mobilizado, Mars y Nestlé se han comprometido a:

  • saber más sobre el trato que reciben las mujeres en sus cadenas de suministro de cacao,
  • desarrollar un plan de acción y hacer lo necesario para adherirse a los Principios para el Empoderamiento de la Mujer de las Naciones Unidas, 
  • trabajar con las organizaciones del sector para abordar las cuestiones de género.

Estos cambios están sucediendo gracias a ti y a la presión que has ejercido sobre las empresas. 

Estos compromisos y los efectos positivos que  podrían tener sobre las mujeres que cultivan el cacao en todo el mundo suponen una gran motivación para Oxfam. (Lee más sobre estos compromisos).

Deysiane Ferreira AlmeidaDeisi (en la fotografía de la derecha) es productora de cacao y joven lideresa en Brasil y siempre ha creído en el papel que pueden desempeñar las empresas para ayudar. “Deberíamos intentar asociarnos con empresas que puedan ayudarnos a aumentar y mejorar nuestra producción y a transportar y vender nuestro cacao”.

En esta industria multimillonaria, las mujeres que trabajan en la producción de cacao suelen ganar menos de dos dólares al día y se enfrentan a grandes dificultades para lograr acceso a formación y a servicios de apoyo. Mars, Mondelez y Nestlé pueden cambiar esta situación y ayudar a las mujeres a prosperar y superar la pobreza a la que ellas y sus comunidades se enfrentan. 

Las productoras de cacao y las consumidoras y consumidores de todo el mundo están empezando a hacer oír sus voces. Mars y Nestlé han adoptado unas medidas muy importantes para demostrar a los agricultores y agricultoras de los que dependen, a sus clientes y al resto de la industria alimentaria que se preocupan por las condiciones de las mujeres en sus cadenas de suministro.

Oxfam espera trabajar con Mars y Nestlé para garantizar que estas empresas mantienen sus promesas de apoyo a las mujeres. También deseamos  que Mondelez siga su camino y asuma compromisos similares.

Mondelez International, empresa que controla el 15% del mercado mundial de chocolate, aún no ha tomado ninguna medida al respecto. Por eso nos preguntamos, Mondelez, ¿escucharás a tus clientes? 

Sigue presionando a  Mondelez Internacional - añade tu voz hoy mismo!


 


Comentarios

Congrats !!!

Mi reconocimiento a estas iniciativas comunitarias de la red y de una comunidad cada vez mas conprometida con lo que le rodea y su compromiso de mejorar la calidad de vida de los demas.

Permalink: http://oxf.am/3vX