La minería metálica en El Salvador no es viable

Juliana Edith Turqui

Blog mensaje deJuliana Edith Turqui

Oxfam America, Coordinadora de Programa de industrias extractivas en Centroamérica
Comparte esta página: 

En los últimos años, el debate sobre la prohibición de la minería metálica en El Salvador se ha exacerbado tanto en la escena nacional, regional como internacional. La razón fundamental es porque a pesar de que varios sectores de la sociedad salvadoreña se manifestaron a favor de prohibir dicha actividad, no se ha logrado que este tema se debata en la Asamblea Legislativa y finalmente se plasme en una ley.

Pese a esto, fuertes sectores de la sociedad civil salvadoreña y actores internacionales como: Breaking The Silence, Sister Cities, Mining Watch, CIEL, IPS y hasta una carta de Congresistas Americanos siguen insistiendo, presionando y movilizándose para concientizar sobre los impactos que la minería tendrían para el país.

Los obstaculos

Algunas de las razones que bloquean la aprobación de la ley que prohíba la minería son que no hay una correlación de fuerzas favorable en la Asamblea Legislativa, a pesar de que hay algunos partidos políticos que están a favor y de que altas autoridades del actual gobierno tienen la voluntad política de impulsarlo, estos no obtienen mayoría de votos necesarios y su capacidad de negociación es escasa. Otra razón es la demanda internacional que inició la empresa Pacific Rim al Estado Salvadoreño por la suspensión de sus operaciones mineras en Cabañas. La resolución de la demanda está ahora en manos de la ley de inversiones salvadoreña y aunque es incierta aun, sin duda sentará un precedente no solo para El Salvador sino para la región.

Otras alternativas de desarrollo

Son muchos los debates sobre alternativas de desarrollo para los países. La discusión alrededor de la minería finalmente es una decisión sobre qué modelo de desarrollo se quiere para el país. Ya Costa Rica tomó la decisión de un modelo de desarrollo basado en potenciar la biodiversidad  y como país megadiverso con altos niveles de turismo, la actividad minera les repercutía en un riesgo ambiental y económico. Ahora la pregunta es, ¿cuál es el modelo de desarrollo que tú quieres para tu país? 

Si es un modelo que considera que El Salvador tendrá una población de más de 6 millones de habitantes para el 2014, con una extensión territorial de 20.742 km², con escasos recursos de agua para consumo humano con alta vulnerabilidad ambiental ante crisis que comprometen el crecimiento económico y con altos niveles de pobreza, entonces la explotación minera metálica no es viable para El Salvador. 

Además de las razones ambientales hay argumentos económicos que sostienen que no hay beneficios en relación a los costos: Genera escasos empleos, genera impactos a la salud, su aporte en términos de regalías e impuestos depende de las leyes y controles institucionales nacionales, pero la experiencia Centroamérica al respecto es negativa. En Guatemala, por ejemplo, las regalías son del 1% y muchas veces las empresas están inscriptas en un régimen que las deja exentas del pago de impuestos. Tampoco hay evidencia, en Centroamérica, de ninguna comunidad viviendo alrededor de un proyecto minero que se haya beneficiado económicamente del mismo, la historia de demandas y juicios internacionales demuestran lo contrario. 

Los Recursos

Finalmente, me gustaría agregar que el principal recurso que tiene El Salvador es la gente. Hay que escuchar lo que los salvadoreños y salvadoreñas quieren. Si en El Salvador la oposición a la minería es generalizada entonces ningún proyecto contará con la licencia social para operar. El país tiene ahora una oportunidad de decidir qué modelo de desarrollo quiere. El período electoral es un buen momento para que los candidatos que se postulan den sus propuestas a esta temática. Piensa y decide.

Más información

Sigue la campaña "Piensa y Decide" en Facebook y Twitter

El Salvador: El desarrollo pasará por reducir el riesgo de desastres

El trabajo de Oxfam en El Salvador