La gente espera para registrarse en el hospital público del distrito de Motihari, en Champaran Oriental, Bihar. Hay tan pocos profesionales de la salud que trabajen en el sector público en India, que hacer cola se ha convertido en algo habitual. Foto: Ranjan Rahi/Oxfam

Servicios sociales públicos y gratuitos - Una solución sencilla a la desigualdad extrema

3 Abril, 2014 | Salud y Educación para todo el Mundo

Hoy hemos publicado un nuevo informe titulado Gobernar para la mayoría: Servicios públicos contra la desigualdad. Este informe ha sido elaborado dentro de una serie de documentos en los que Oxfam analiza la vergonzosa brecha entre las personas pobres y las ricas que, además de debilitar la lucha contra la pobreza, contribuye a que el poder quede en manos de las élites mundiales.

Asi pues, ¿por qué me he pasado meses analizando estudios de caso sobre la ”incidencia de beneficios"? No, no es sólo porque me encante autoflagelarme. No. Es porque creo que existen muchos argumentos a favor de los servicios públicos gratuitos como arma contra la desigualdad extrema. Y ahora es momento de defenderlos.

Y aunque no me cabe duda de que todos vosotros y vosotras leeréis este informe, dejadme que os dé tres buenos motivos para hacerlo.

1. Estamos en un momento histórico

Se trata de un momento único en la Historia en el que tenemos la oportunidad para cuestionar de verdad lo que los Gobiernos están haciendo para luchar contra la desigualdad. Cuando Obama, el Papa, la ONU, el presidente del Banco Mundial, la directora del FMI y otros líderes empresariales y gubernamentales presentes en la reunión de Davos de este año hablan de lo injusta que es la brecha entre personas ricas y pobres, es porque es el momento de poner soluciones sobre la mesa.

 public services reduce inequality

2. Servicios públicos como la salud y la educación benefician a todo el mundo

Los servicios públicos contribuyen a equilibrar la batalla en un mundo en el que los ingresos y la riqueza están concentrados injustamente en las manos de unas pocas personas. Por ejemplo, en los países ricos de la OCDE, por término medio, el valor de los servicios públicos equivale al 76% de los ingresos netos del grupo más pobre y a tan solo el 14% de los de las personas más ricas. Por lo tanto, estos servicios benefician a todo el mundo pero, sobre todo, a quienes están atrapados en la trampa que suponen unos ingresos bajos. Y esto es aplicable a los países pobres.

 childbirth and inequality

3. Las tasas llevan a la ruina a millones de personas

Una vez que comprendes el impacto que tienen estos servicios, te preguntas ¿por qué alguien querría aplicar tasas o privatizar los servicios públicos y acabar con todo su potencial para luchar contra la desigualdad? Cada año, las tasas para los usuarios de los servicios sanitarios llevan a la ruina a 150 millones de personas.  En Pakistán, una familia media debe gastar un 127% de sus ingresos para enviar a todos sus hijos a una escuela cuyas tasas sean reducidas. Y, mientras, los servicios privatizados benefician a las personas más ricas, quienes ya tienen bastante a su favor; bastante más que a las pobres.

 public services and inequality

Gobernar para la mayoría

Resumiendo. Los servicios de sanidad y educación gratuitos benefician a la mayoría e invertir en ellos no es una idea radical. Se trata de una responsabilidad fundamental de todos los Gobiernos del mundo.

Así que, por favor, lee el informe y dinos qué opinas.

Y para acabar, os voy a avanzar algo. Este informe no incluye la gran cantidad de pruebas que demuestran que unos sistemas fiscales más justos (esto es, acabar con los paraísos fiscales, la opacidad y unos impuestos injustos que permiten que los más ricos no paguen lo que les corresponde) también pueden contribuir a acabar con la desigualdad. Ese informe llegará pronto. Así que síguenos con atención y ¡cuidado, élites poderosas! ¡Las soluciones están al caer! Más os vale que hagáis con el dinero lo que decís que vais a hacer o será demasiado tarde.

Permalink: http://oxf.am/5xj