El futuro de la agricultura blog blog channel

Una mujer que sostiene un paraguas en las calles de Benin

Debemos invertir en reducir los dos mayores riesgos que enfrentan los agricultores a pequeña escala: aquellos ligados al clima, derivados del cambio climático, y aquellos ligados al mercado, derivados de la globalización. La esperanza reside en cultivos tolerantes al estrés, en planes innovadores de seguros, y en los programas públicos de bienestar y las redes sociales de protección. 

Ferry cruzado el río Bani para llegar al mercado

La agricultura es un negocio arriesgado, y no sólo por su dependencia del clima. Es preciso que los gobiernos, el sector privado y los propios agricultores desarrollen unos sistemas de gestión del riesgo que sean robustos y yuxtapuestos para proporcionar a los agricultores más de una vía de protección.

Por Sophia Murphy, consultora y asesora principal del Programa de Comercio y Gobernanza Mundial del Instituto de Política Agrícola y Comercial (IATP).

Mujer barriendo su patio, Uganda

En muchos lugares inhóspitos del planeta, los pequeños agricultores son capaces de alimentar a sus familias y comunidades y lideran el crecimiento económico de sus países. Ya existen muchas de las soluciones a los retos que plantea la agricultura; sólo hace falta adaptarlas a las condiciones de cada lugar y un apoyo político fiable y a largo plazo.

Por Kanayo F. Nwanze, presidente del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA)

Pages

Subscribe to El futuro de la agricultura blog blog channel